Dom. Jul 14th, 2024

El fabricante afirma que hemos entrado en la era de la electromovilidad y que se necesita el apoyo de Europa y sus gobiernos para generar la infraestructura de carga de los nuevos vehículos.

MAN Truck & Bus este pasado miércoles a la prensa del vehículo industrial en España, su estrategia respecto a los combustibles y a los vehículos que desarrollará a en el futuro. El fabricante se ha posicionado en la ruta de la electrificación, aunque mantendrá su investigación en el desarrollo de vehículos industriales con hidrógeno verde y mantendrá también sus vehículos con motor de combustión.

Alexander Vlaskamp, CEO de MAN Truck&Bus SE, anunciaba esa hoja de ruta de la compañía en una conferencia de prensa celebrada en Madrid este 10 de enero. En su discurso el directivo afirmó estar alineados con los acuerdos de París, afirmando que como fabricantes esperaban alcanzar la neutralidad climática como tarde en el año 2050.

Unos objetivos para los que necesitan la colaboración con otras empresas y en los que se enmarcan numerosos acuerdos como los firmados con Daimler y Volvo para la construcción de  1.700 puntos de recarga para vehículos industriales en Europa, con una inversión aproximada de 500 M€. Unos puntos que no son suficientes. Europa tendría que desarrollar 50.000 estaciones de carga de alto rendimiento para 2030. “Necesitamos que Europa dé el do de pecho, que marque directrices en esta materia para que podamos descarbonizar el transporte”.

Vlaskamp afirmaba que como fabricantes están preparados para ofrecer soluciones de electromovilidad para vehículos pesados. De hecho, la exitosa experiencia de la marca con los buses eléctricos se ha aprovechado para el desarrollo de vehículos de mercancías en sus diferentes configuraciones y con autonomías que ya pueden llegar a los 600 km. Este año entregará los primeros camiones eléctricos en nuestro mercado.

La firma celebraba en la feria de Busworld los 1000 autobuses eléctricos vendidos en Europa, de los que 200 han sido para el mercado español. A finales de este año 2024 un total de 17 ciudades españolas contarán con autobuses eléctricos de MAN. Además, la firma también anunció que en 2026 tendrán disponibles autocares eléctricos.

La marca seguirá pendiente de la evolución y producción del hidrógeno verde para comprobar su viabilidad en vehículos industriales. Además, ha continuado mejorando la eficiencia de sus motores de combustión, en cinco años han bajado el consumo en un 20%.

En la filosofía establecida por la marca se habla de pensamiento circular y se busca la neutralidad en todos los procesos de la cadena de suministro. El negocio de las baterías forma parte de ese pensamiento. Su fabrica de Nuremberg empezará a producir baterías a principios de 2025 y la firma calcula que para 2030 la mitad de las baterías incluidas en sus vehículos industriales será de producción propia. Pero, para la firma también es importante ofrecer a los clientes una larga vida de las baterías, además de preocuparse de su reparación, especialmente teniendo en cuenta que las baterías de vehículos industriales tienen un elevado coste (20-30.000 €). Barcelona, después de Hanover, se convirtió en 2023 en el segundo centro de reparación de baterías de MAN. Los responsables de la marca anunciaron también que quieren sumar este mismo año, un total de diez centros más en diferentes países europeos, con el objetivo que los clientes tengan siempre algún centro cercano para la reparación de baterías.

Además, en esa filosofía circular de la que habla la marca, Alexander Vlokskamp afirmaba que ya han conseguido la neutralidad en todas sus plantas de producción.

Por su parte, Roman Sitte, director de ventas para Europa, hablaba de la importancia estratégica de España para MAN, uno de los países que más está apostando por la electromovilidad en Europa. Habló también de la importancia de la especialización y de la formación de la red de talleres en electromovilidad. En 2025 el 40% de los talleres de la marca estarán especializados en electromovilidad, y para ello la firma necesita contratar a unos 800 profesionales en estos próximos años.

MAN eMobility Tour

Durante 15 meses MAN hizo un recorrido por 37 ciudades españolas reuniéndose con unos 1.300 clientes. Esta experiencia, contada por el CEO de MAN en España, Sthephane de Criesquer, le ha servido para obtener una serie de conclusiones sobre cómo los empresarios ven la electromovilidad.

En primer lugar, comentaba De Creisquer, a los empresarios les preocupa la red de recarga y ciertamente parece que España va un poco peor que sus vecinos europeos en esta materia, según aclaraba el directivo y según los datos de la asociación ANFAC. Tenemos actualmente 990 puntos de recarga, pero no todos están adaptados para vehículos pesados y muchos no se han abierto aún por temas de burocracia. Según De Creisquer, para hacer frente a la demanda estimada para 2025 se necesitarán 900 puntos de gran capacidad, unos 1.500 para el año 2030 y unos 1.800 para 2035. Así que, esta resulta ser la primera y principal incertidumbre para los empresarios que valoran comprar camiones eléctricos.

En segundo lugar, está el reto financiero. El sobre coste de estos vehículos y la falta de un plan de ayudas sostenible y claro, otra demanda que la compañía hace a las administraciones.

El tercer reto es la autonomía: “¿tendré autonomía suficiente para mi servicio?”, se preguntan los transportistas. El responsable de MAN para España responde a esta pregunta con un “DEPENDE”: la climatología, orografía, conducción, recarga… “Nuestro sistema está preparado y hemos probado los vehículos en lugares extremos, aunque el rango óptimo de funcionamiento es con temperaturas entre 20 y 25º C”, afirma De Creisquer.

El cuarto reto o incertidumbre de los transportistas españoles es la postventa de los nuevos vehículos eléctricos. En este sentido el directivo aludió a las inversiones, formación y contratación de personal especializado en electromovilidad para toda su red.

Los conductores también tienen dudas respecto a los vehículos eléctricos, pero MAN cuenta con el centro de formación Profidrive que ofrece la formación necesaria para que los conductores puedan sacar el mayor rendimiento al vehículo eléctrico.

Afirma De Creisquer que los vehículos industriales eléctricos, gracias a su modo silencioso pueden realizar actividades nocturnas y ayudar a descongestionar el tráfico por el día, siendo beneficiosos para la sociedad también por este motivo.

Para finalizar, De Creisquer aludió a la importancia de que los fondos europeos lleguen a los empresarios españoles para que puedan apostar por estos vehículos.

La innovación en buses se traslada a camiones

Hasta ahora los fabricantes de vehículos industriales habían introducido innovaciones en vehículos de mercancías y luego las habían trasladado al sector del autobús. Pero la electrificación es de las pocas experiencias pioneras en el autobús que se trasladan a camiones.

Dos años de éxitos en ventas de autobuses urbanos eléctricos ha llevado a la marca a contar con la suficiente experiencia para desarrollar su estrategia de electrificación de camiones. Hoy, como marca MAN está preparada para afrontar la electrificación de flotas de vehículos pesados. Una estrategia con tripe A, afirma De Creisquer. La marca, en esa filosofía circular de trabajo, quiere Analizar, Asesorar y Acompañar a sus clientes en su proceso de electrificación.

Un exitoso 2023 para MAN

La marca ha tenido unos excelentes resultados comerciales en España durante 2023. MAN Truck & Bus ha incrementado sus ventas en camiones, aumentando en un 2% su cuota y creciendo un 12% en vehículos de más de 6 Tm.

En cuanto autobuses ha terminado el año con el 20% de la cuota en el segmento de autocares y un 13% de cuota en el segmento urbano.

Por Mayte Rodríguez López

Periodista especializada en movilidad y transporte público.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *