Mar. Ago 9th, 2022

Siemens ha abierto un centro para refugiados de Ucrania en la sede de su empresa en Varsovia, Polonia. Para hacer posible este paso, la empresa ha estado renovando y remodelando grandes partes del edificio desde principios de marzo de 2022. Una variedad de alojamientos – que van desde habitaciones para familias y para el cuidado de los niños, así como instalaciones sanitarias, en una superficie de 2.600 metros cuadrados de superficie.

Estos alojamientos se han diseñado para adecuarse a la residencia de larga duración. Siemens Caring Hands utilizó donaciones hechas principalmente por los empleados de Siemens para financiar las obras de remodelación. Siemens ha puesto estas instalaciones a disposición de las autoridades municipales de Varsovia, que se encargan del funcionamiento del centro. El primer grupo de refugiados ucranianos ya se ha instalado.  

«Siemens y la gente de Siemens decidieron hace muchos años crear Siemens Caring Hands como un socio fuerte en la lucha contra el impacto de las crisis globales», dijo Christian Kaeser, que preside la junta directiva de Siemens Caring Hands. «De este modo, sólo en los dos últimos años, se han recaudado más de 20 millones de euros con el apoyo de Siemens y su plantilla para ayudar a las víctimas de la pandemia, la inundación en la región alemana de Renania y la guerra en Ucrania».  

Desde el comienzo de la guerra en Ucrania, Varsovia ha sido uno de los lugares clave para los refugiados que acuden en busca de ayuda: más de 170.000 refugiados ucranianos están actualmente viven en la capital polaca, de los cuales cerca de la mitad son niños. Los ucranianos representan ahora cerca del 10% de los residentes de Varsovia; la demanda de espacio para vivir, especialmente para familias con niños, ha aumentado en consecuencia.  

Desde principios de marzo, Siemens ha puesto en marcha una serie de medidas humanitarias para para apoyar a las familias ucranianas y a los refugiados de la zona de guerra. A través de la organización Siemens Caring Hands, Siemens AG y Siemens Healthineers hicieron donaciones inmediatas de 1 millón de euros cada una a la Cruz Roja, Cáritas y Diakonie Katastrophenhilfe. Además, las dos empresas de Siemens igualarán cada euro donado por sus empleados. Hasta ahora, se han reunido más de 11 millones de euros para proyectos de ayuda en beneficio de Ucrania.  

Siemens Caring Hands es una asociación benéfica independiente que fue fundada por iniciativa de Siemens AG en 2001. La asociación es especialmente activa en la prestación de apoyo en grandes emergencias. Persigue directamente fines benéficos y no lucrativos de ayuda a las víctimas de las catástrofes, el apoyo a la protección contra incendios, el control de incendios, el control de catástrofes y la defensa civil, y la promoción del desarrollo del sistema de salud pública. 

Sigue nuestras Noticias

Por Luis Fernando Prieto

Periodista especializado en empresas y movilidad.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.