Lun. May 20th, 2024

Operadores y proveedores de servicios ferroviarios han debatido esta tarde, durante la primera jornada de la segunda edición de Global Mobility Call, sobre el desarrollo de los Servicios de Movilidad Digital Multimodal (MDMS, por sus siglas en inglés) que la Comisión Europa prepara y que, bajo su criterio, debe proteger la privacidad del consumidor, adoptar las últimas tecnologías y poner al ciudadano en el centro de la estrategia. 

En el camino para lograr un transporte más sostenible, la CE comenzó el proyecto para regular los MDMS y ofrecer un marco normativo que consolidase la transformación a la hora de desplazarse dentro de la Unión Europea. Sin embargo, tras varios retrasos, este texto todavía se encuentra en fase de definición y, aunque viese la luz en los próximos meses, las elecciones al Parlamento Europeo de junio de 2024 retrasarían su aprobación definitiva al menos un par de años. 

Tenemos el riesgo de que muera caduca antes de salir porque la tecnología avanza muy rápido”, ha advertido el director general de Desarrollo y Estrategia en RENFE, Manel Villalante, para quien es fundamental tener claro que “se regula para la gente”. 

De esta forma, ha propuesto que se genere una competencia en cooperación “para madurar conjuntamente” un modelo “de calidad”, más plural y digital.

Junto a él, en la mesa redonda ‘Servicios de movilidad multidigital, el marco europeo para la nueva movilidad’, celebrada en el espacio Ágora Connect de GMC, han participado también la CTO en ATM Barcelona, Carme Fabregas; el asesor de Política de Pasajeros en CER, Blaz Pongracic; y el director de Asuntos Públicos de Flix, Malte Wienker

Es el primer paso de una nueva modalidad que tiene que tener un carácter holístico”, ha querido dejar claro Carme Fabregas, para añadir que desde su experiencia acciones como la integración tarifaria necesitan “un gran consenso en todas las partes”. Por eso, para crear una plataforma que aúne todos los sistemas de transporte a nivel europeo, por un lado, se debe otorgar la opción a todos los operadores y proveedores para comercializar fuera de su rango y definir quién es el responsable del viajero para asegurar una garantía de que hay alguien que garantiza su seguridad, gestión de datos, etc. 

En relación a la venta de billetes, desde la Asociación de Empresas Ferroviarias y de Infraestructuras Europeas (CER o Community of European Railway and Infrastructure Companies, en inglés), en la que participan más del 81 % de operadores del continente, piden ajustar la libertad comercial. 

Blaz Pongracic ha considerado útil generar un marco normativo que defina dicha libertad comercial que impida desventajas entre compañías y se diferencia en el modelo estándar gracias a una oferta más integral y flexible que, por ejemplo, mejore el calendario de reserva que actualmente impide comprar un billete con más de 6 meses de antelación. 

Por su parte, para Malte Wienker, una plataforma única ayudará a conocer mejor los intereses de los clientes y ajustar el servicio en ese camino, al tiempo que complementa la información necesaria para que el usuario seleccione la opción que más se adecúe a sus necesidades en función del precio, huella de carbono y oferta horaria. 

Esta semana el Consejo de la Unión Europea ha actualizado la normativa comunitaria para la implantación de sistemas de transporte inteligente para acelerar la transición digital del sector y fomentar un espacio común europeo de datos relativos a la movilidad.

La actualización de la normativa amplía su ámbito de ampliación para abarcar servicios emergentes como los de información, reserva y expedición de billetes multimodales.

Sigue nuestras Noticias

Por Luis Fernando Prieto

Periodista especializado en empresas y movilidad.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *