Vie. Oct 7th, 2022

Para cumplir con este objetivo, la plataforma ha medido las emisiones directas e indirectas de CO2 con el fin de conocer mejor el origen y la cantidad a compensar. Gracias a la disminución en el uso de  envases no sostenibles y del desperdicio alimentario, se consiguió una reducción de las emisiones de 5263 toneladas de CO2 equivalente en 2021. Asimismo, se incrementó la eficiencia en la entrega y se impulsó el uso de vehículos eléctricos, cuyo porcentaje ha crecido un 2,24% de 2020 a 2021.

Con el objetivo de compensar las emisiones de dióxido de carbono restantes, Glovo cerró una alianza con la startup de compensación de carbono Pachama. Esto implicó la compra de «créditos de carbono”, concretamente de los proyectos de preservación forestal de la Concesión de Nueces de Brasil y Madre de Dios en Perú, así como el Proyecto de Conservación Forestal de Jari Pará en Brasil. La combinación de estas iniciativas permitió compensar la huella de carbono de Glovo en un 25% a finales de 2020 (34.321 toneladas de CO2 equivalente en 2020).

A través del nuevo acuerdo alcanzado con South Pole en 2021, la compañía ha incrementado sus iniciativas de compensación para cubrir el 100% de las emisiones en toda su cadena de valor (82.028 toneladas de CO2 equivalente en 2021). Algunos de estos proyectos se desarrollan en los mercados en los que está presente Glovo, como Kenia y Ghana. Estas iniciativas consisten en la preservación de los bosques, promoción de la agricultura sostenible, fomento de estufas energéticamente eficientes y uso de energías renovables entre otras.

Más allá de la neutralidad en carbono

La compañía ha utilizado este hito para establecer objetivos aún más ambiciosos. Entre ellos se incluyen aumentar el packaging sostenible para que esté presente en más del 92% de sus pedidos, fomentar que la mayor parte de los vehículos de reparto no sean de combustión y utilizar el 100% de la electricidad procedente de fuentes renovables en las instalaciones de la compañía para 2030.

Glovo ha establecido estos objetivos de reducción de emisiones a través de la iniciativa Science Based Targets (SBTi). Las compensaciones de las emisiones de gases de efecto invernadero procedentes de las operaciones de Glovo se adaptarán para mantener el calentamiento global por debajo de 1,5 grados, hito alineado con el acuerdo de París 2030.

Para ello se establecen diversas medidas:

  • Aumentar el abastecimiento anual de electricidad procedente de fuentes renovables del 7% en 2020 al 100% en 2030.
  • Reducir las emisiones de gases de efecto invernadero de su cadena de valor (centrándose principalmente en el desperdicio de alimentos, packaging y transporte) en un 42,12% para 2030 (tomando 2020 como año base)

Para alcanzar estos objetivos en 2030, la plataforma tecnológica ha definido las siguientes estrategias:

  • Utilización del 92,27% de envases sostenibles para los pedidos. En 2019, Glovo creó un e-commerce para que las pymes pudieran adquirir envases sostenibles, permitiendo la compra de casi 2 millones de unidades en 2021 en España, Italia, Portugal, Marruecos y Croacia.
  • Utilización de un 67,36% de vehículos de reparto sin combustión para 2030. En la actualidad, 5 países cuentan con una flota de vehículos con más del 40% de ellos de no combustión: España, Italia, Ucrania, Kirguistán y Kazajistán.
  • Alcanzar al menos un 30% de pedidos agrupados para optimizar las rutas, de manera que los repartidores podrán entregar más de un pedido en un mismo trayecto y así reducir la contaminación por entrega.
  • Alcanzar un mínimo del 10% del total de los pedidos a entregas de excedentes alimenticios a ONGs y otras organizaciones solidarias, para abordar el desperdicio alimentario. Solo en 2021, se evitaron más de 300.000kg de desperdicio de alimentos, y se entregaron el equivalente a más de 579.000 comidas a través de Glovo Access)

En palabras de Sébastien Pellion, Head of Social Impact & Sustainability de Glovo: “Alcanzar nuestro objetivo de neutralidad en carbono es el comienzo del viaje de Glovo para luchar contra el cambio climático. Consideramos que estas medidas son esenciales para garantizar el futuro del planeta y, por lo tanto, de Glovo. Agradecemos la labor de empresas como Pachama que hacen posible la compensación de emisiones de forma fiable gracias a la tecnología que combina inteligencia artificial e imágenes por satélite para verificar la fiabilidad de los proyectos de reforestación”.

Glovo es parte del UN Global Compact Climate Ambition Accelerator y signatario oficial de The Climate Pledge (TCP) comprometiéndose a descarbonizar y alcanzar el cero neto para 2040 o antes.

Sobre Glovo

Glovo es la plataforma tecnológica española de referencia en el sector del delivery a nivel mundial. Fundada en 2015 y con HQ en Barcelona, actualmente se encuentra en más de 1.300 ciudades en 25 países. Además de conectar a los usuarios con los mejores restaurantes de su ciudad, incluye el servicio de otras categorías como alimentación, parafarmacia, regalos o envíos exprés. En España, Glovo está disponible en cerca de 400 ciudades.

Por Mayte Rodríguez López

Periodista especializada en movilidad y transporte público.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.