Lun. May 23rd, 2022

Un empleado cuyo trabajo se encuentra a 10 kilómetros de su domicilio y tiene que realizar un trayecto de 20 km. al día entre ida y vuelta -unos 100 km a la semana-, en un coche cuyo consumo medio de gasolina es de 10 litros a los 100 Km, pagará unos 18 euros semanales, un total de 72 euros mensuales en desplazamiento al trabajo. Compartiendo con otra persona, el ahorro llega hasta el 50%; pero los estudios indican que no todos los desplazamientos compartidos se realizan a diario, con lo que la media se establece en un 35% de ahorro.

Así lo afirman las principales firmas de transporte compartido en nuestro país. «Muchas personas no tienen más remedio que desplazarse en coche al trabajo y, a los actuales precios del combustible, les resulta algo inasumible. Creemos que es el momento de pensar seriamente en la conveniencia de fomentar el uso del transporte compartido por parte de las administraciones y las empresas para paliar este problema», comentó José María Campos, CEO de Celering.

Según Celering con esta fórmula de movilidad el usuario podría ahorrar hasta un 35% al día en desplazamientos a su centro laboral. Aplicando este porcentaje para el trabajador del ejemplo anterior, el ahorro ascendería a 6,3 euros a la semana, 25,2 euros al mes.

Una solución al transporte bajo demanda y asequible

El transporte compartido evoluciona y plantea soluciones de movilidad inteligente como el Shuttle Dinámico, un servicio de transporte compartido con chófer, bajo demanda y en tiempo real. Una solución para empresas que buscan facilitar el desplazamiento laboral a sus empleados y que además permite:

  • Reducir un 60% los costes de movilidad frente al vehículo privado.
  • Ahorrar un 25% más de tiempo respecto al bus tradicional.
  • Obtener un 100% de flexibilidad tanto para la compañía como para los empleados.
  • Reducir en un 85 % las emisiones nocivas por movilidad.

El funcionamiento del Shuttle Dinámico es sencillo: el usuario solicita el traslado a un punto a su elección, a través de la APP, pudiendo también indicar la hora a la quiere llegar a su destino. Después, mediante Inteligencia Artificial (IA), el vehículo ajusta su ruta en tiempo real, para recoger al usuario sin que penalice el tiempo de viaje del resto de pajeros que puedan estar ya a bordo. Una forma de transporte que ya funciona en Madrid (zona de cobertura) y triunfa en otras ciudades del mundo como Nueva York y Tokio. 

El futuro de la movilidad

Un reciente sondeo realizado por International Workplace Group revela que casi el 50% de los empleados dejarían su trabajo si tuviesen que acudir todos los días a la oficina, sobre todo por el tiempo y el dinero que emplean en desplazarse. Por ello, cada vez son más las personas que buscan soluciones que les faciliten el transporte diario como las lanzaderas de empresa o lanzaderas privadas colaborativas, que permiten desplazarse de manera sostenible, sin tener que conducir, pudiendo aprovechar el tiempo durante el trayecto y a un precio asequible para un uso diario del servicio.

Sigue nuestras Noticias

Por Luis Fernando Prieto

Periodista especializado en empresas y movilidad.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.