Mié. Dic 7th, 2022

Mahou San Miguel, compañía familiar 100% española y referencia del sector cervecero en nuestro país, ha renovado ocho de cada diez de sus vehículos en los últimos cinco años, logrando que el 75% de su flota propia sea ya sostenible.

La estrategia de Mahou San Miguel en este ámbito, más allá de la renovación y electrificación de su flota, pasa por la optimización de rutas y cargas, apostando por el transporte colaborativo para evitar kilómetros en vacío y generar eficiencias que contribuyan a reducir su huella ambiental. Con todo ello, desde 2016, la compañía ha reducido su huella de carbono en transporte un 7%, evitando la emisión de más de 42.000 toneladas de CO 2 a la atmósfera.

“Estamos comprometidos con las ciudades y las personas que viven en ellas, por lo que impulsar la movilidad sostenible como parte de nuestro Plan Estratégico de Sostenibilidad, Vamos 2030, es fundamental para nosotros y a ello dedicamos importantes recursos año tras año” -afirma Patricia Leiva, directora de Comunicación Corporativa, Relaciones Institucionales y Sostenibilidad de Mahou San Miguel-. “Una de nuestras líneas de actuación claves en este ámbito es la renovación de nuestra flota, sustituyendo progresivamente los vehículos de nuestros directivos, comerciales y distribuidores propios por opciones híbridas, eléctricas o de gas natural licuado”, añade.

Solo en 2022, la cervecera destinará 40 millones de euros a impulsar la sostenibilidad en toda su cadena de valor, extendiendo su compromiso a partners, clientes y distribuidores.

Distribución y logística más sostenibles

Entre las últimas iniciativas puestas en marcha por Mahou San Miguel en el ámbito de la movilidad sostenible, cabe destacar la incorporación de 5 nuevos Duo Trailer a la flota de su operador logístico, Taisa Logistics. Unos camiones con capacidad para duplicar la carga respecto a un tráiler convencional evitando un 26% de emisiones de CO 2 en cada viaje, lo que se traduce en 400 toneladas de CO 2 menos al año. A principios de 2022, la compañía entró también en el accionariado de la start-up española  Hedyla Technologies , una solución de software que le permite optimizar sus procesos logísticos y lograr una mejora sustancial de sus indicadores ambientales.

Por otro lado, a través de Voldis, su negocio de distribución propia, ha puesto en circulación una flota de micro camiones y motos eléctricas que realizan la entrega de producto a sus clientes de hostelería en menos de tres horas. Se trata de un proyecto piloto que se está llevando a cabo en Madrid y que permitirá el ahorro de más de 3.100 kg de CO 2 anuales, ayudando a su vez a bares y restaurantes a reducir costes y espacio de almacenaje con entregas más recurrentes. Actualmente, el 90% de la flota comercial de Voldis cuenta con etiqueta Cero o Eco.

A todo esto, se suma, además, el apoyo financiero que la compañía presta a sus distribuidores externos para la sustitución de sus vehículos por opciones más sostenibles y eficientes.

Sigue nuestras Noticias

Por Luis Fernando Prieto

Periodista especializado en empresas y movilidad.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *